lunes, 12 de octubre de 2009

Conversación

Continuación...

Y sin darme cuenta, ahí estabamos los dos, sentados en la mesa mas pequeña de la cafeteria, y la más lejos de la puerta también, removiendo nuestras tazas de café, esperando que alguno de los dos dijera algo, bueno en realidad, esperando a que yo comenzará hablar, que para eso había ido a buscarle, asi que comenzé:

-Marco

-¿Si?

-Supongo que te estaras preguntando a que he venido y que quiero decirte exactamente ¿verdad?

-Si, en realidad si, porque no lo entiendo, ya que fuiste tu la que al cerrar la puerta me dijiste que no querias volver a verme... y ahora estas aqui, no lo entiendo la verdad.

-Es cierto que dije eso, pero ni lo pensaba ni lo sentia

-¿Entonces por que lo dijiste?

-Porque llevabamos cuatro horas discutiendo, echandonos en cara nuestros fallos, y reprochandonos hasta el aire que respirabamos...

-Si, supongo que esa tarde nos pasamos mucho los dos, se nos fué la boca y acabamos diciendo cosas propias del calor de la discusion... y la verdad, siento mucho si te ofendí en algo, si dije algo demasiado fuerte que nunca pensaste que te diria...hasta yo mismo me sorprendi.

-Si, me dolieron muchas cosas, pero yo no me quede atras, yo tambien lo siento.

-Ok

Un pequeño silencio, en el que nos dedicamos a escudriñar la mirada del otro, intentando adivinar el efecto que habían tenido nuestras palabras y el intentando imaginar lo que vendria después. Porque aunque nos habíamos librado de mucha carga en esas frases, el sabía que faltaba algo...

- Tambien toda esa sarta de reproches, se unió al hecho de que tu empezaste a recoger tus cosas de casa y dijiste que te marchabas, que ya lo habías decidido incluso antes de discutir, dabas por zanjada la relación y yo no sabia por que...

-¿Y ahora ya lo sabes?

-Si. Por eso he venido, porque después de mucho pensar, me he dado cuenta de todo, he entendido porque te decepcionaste y acabaste con todo...

Nuestros ojos estaban llenos de lagrimas, hablar esto estaba resultando mas duro para los dos de lo que yo había imaginado... Ninguno de los tenía fuerzas para seguir, y al final, él, con la voz temblandole atinó a decir...


-¿Ah si? ¿Y según tu por que decidí romper contigo?


Continuará...

7 comentarios:

Aurora Real dijo...

bufff que familiar me resulta esta historia...por desgracia.

A veces explotamos y sacamos todo lo de adentro, y es ahí cuando nos damos cuentas de las verdades y de lo que sentimos realmente, que a veces se ve nublado por lo que creemos que sentimos hacia esta persona. Yo lo he sufrido, y no es agradable,... Hay cosas que no tienen perdón.

Un besote y gracias por pasarte por mi blog :)

Dante Lorenzo dijo...

Hola leni. ni bien supe que seguía la historia la leí.. A muchos nos pasó, como dice aurora en el comentario anterior, que muchas veces explotamos llevados por la ira,cólera o bronca y diciendo / haciendo muchas cosas que en realidad no queremos... y el beso?? ajajajaja sé que lo haces para que sigamos... aunque podría tener otro giro la historia. Un beso y por favor avísame cuando continúes...
saludos, besos y éxitos
Dante Lorenzo
http://lorenzodante.blogspot.com

Basurero Usurero dijo...

¡Viva el Perú, carajo! Suerte.

DINOBAT dijo...

La vida...la simple vida...

Angus dijo...

:)

rOo RAMONE dijo...

¿Por qué? =0

...sigué sígue

Ela dijo...

heyy me he leido ambas partes de la historia y realmente me has sorprendido! sigo queriendo que continue
besos guapa

Recibe mis entradas por correo electrónico