domingo, 18 de octubre de 2009

Mi respuesta...

Continuación...

Le miré a los ojos tras su pregunta, seguian llenos de lagrimas, igual que los mios, pero junto a esa sensacion de melancolia tenian un pequeño brillo, que reflejaba ira pero no rencor, y la frialdad propia de quien ha tenido mucho tiempo para reflexionar...por un momento me acobardé y quise irme de alli, pero entonces recordé que había decidido intentarlo y me decidi a hablar...

-Pues si te soy sincera, al principio no lo entendía, y me pase muchos dias lamentandome y culpandote por tu abandono, dios Marco, no puedes hacerte una idea de lo que sentía, de pronto cortabas conmigo y te ibas de mi lado, asi sin más, sin una explicacion, sentia que tu amor hacia mi se habia acabado y no era capaz de ver porque...

-Bridget, si me puedo hacer una idea, yo te deje, eso es cierto, pero no tenia otra salida, te echaba muchisimo de menos pero no podía hacer otra cosa, necesitaba que pensaras y entendieras, y quedandome a tu lado como si nada nunca serias capaz...

-Lo se, y ahora se que hiciste bien, porque al fin pude comprender lo que ocurrió... y fui capaz de contestarme muchas de las preguntas que me había hecho. Por fin entendí porque me dejaste...

- ¿Y por que fué?

- Sencillamente, ocurrió lo que ha tanta gente le ha pasado y lo que yo siempre dije que no haría, con el tiempo, se me olvido seguir demostrandote todo lo que me importabas, mi amor hacia ti, mi cariño, olvidé decirte cada día lo suertuda que era por tenerte y lo feliz que era a tu lado, despues de tanto tiempo cree una rutina a nuestro alrededor basada en mi vida, en mi trabajo, en darte un beso al salir de casa y en verte un rato antes de dormirme sobre la almohada mientras sostenia papeles del trabajo en la mano...

Le dije aquella sarta de verdades sobre mi error, mientras las lagrimas me caian, y no sentí vergüenza, ya que pensé que a pesar de todo lo que ya había llorado, sentia que merecia derramar mil mas... el en silencio tambien lloraba y me miraba a los ojos con sensación de alivio, como si en su fuero interno se hubiese hecho a la idea de que nunca llegaría este momento.

-Tienes razón en todo lo que dices, fue eso lo que ocurrió...

-Te he echado tanto de menos, cuando me di cuenta de lo que había hecho, cuando fui capaz de entender en que había convertido nuestra vida, en la cantidad de reproches a las que se limitaban nuestras conversaciones cuando intentabas arreglar lo que yo aun no veía... me sentí aun peor de lo que ya me sentía tras nuestra ruptura, pero te había querido tanto, y te seguía queriendo tanto, sigo tan enamorada de tí, que tenia que intentarlo, tenía que venir y pedirte perdón por todo, tal vez, ya no hubiese solución, pero necesitaba que supieras cuanto lo sentia y que te sigo queriendo muchisimo, quería decirte que quiero demostrarte que quiero cambiar por ti y recompensarte todo lo que te he hecho, no espero nada porque sé que tal vez sea tarde, pero quería que al menos lo supieras...

Al oir aquello su mirada cambió, la melancolia paso a una mirada calida llena de afecto, pero aun resguarda bajo un aire de desconfianza...

-Me alegra oir eso, porque yo tambien sigo enamorado de ti, pero no es fácil, esta conversación ha ayudado mucho creeme, pero aun asi no puedo decirte que si, que esta todo olvidado y que volvemos juntos hoy mismo, no es tan fácil, creo en ti y en tus palabras, pero necesito volver a recuperar la confianza que tenía, no puedo arriesgarme y volver a pasar por lo que pasé...

-Lo se Marco, lo entiendo, y es lógico, pero dejame que te lo demuestre por favor...

- Claro que si, podras demostrarmelo si quieres, aun te quiero y por eso merece la pena, porque deseo que puedas lograr demostrarmelo y que pueda volver a confiar en ti, porque me encantaria que todo volviese a ser como antes... y que un dia pueda decirte, Bridget... Me encantaria volver contigo, pero hoy no es el dia, aun no... pero para eso tenemos tiempo, hay que ir despacio...

-Lo se, yo tampoco quiero que nos precipitemos...


Los dos sonreimos, aun nos quedaba una esperanza y ahora todo dependia de mi...


-Tengo que volver al trabajo.

-Si yo también.

-¿Me llamarás?

-Claro


Pagó la cuenta y salimos juntos de la cafeteria, ya en la calle nos despedimos con el recuerdo de mi promesa de llamarle...

-Adios Bridget.

-Adios Marco.

Me abrazó en señal de despedida, fue un abrazo corto, estrecho y cálido, sobre todo cálido, cuando me separé de sus brazos nos miramos a los ojos, sonrió, me beso en la frente y se marchó...


Continuará...





4 comentarios:

La chica de la mirada caleidoscopica. dijo...

Que precioso Magda =)
Me encanta

Dante Lorenzo dijo...

Sigo leyendo cada vez que me comentas que lo haz hecho... sigo expectante lo que sucede... claro que ya hace dos o tres capítulos hubiera tirado a la miércoles lo que había en la mesa y los hubiera fundido en un beso... pero como dice.... lentamente paso a paso...
seguiré
Por cierto escribí algo yo a ver si te das una vuelta... y como siempre avísame la otra semana con el siguiente paso.
saludos y un beso
dante lorenzo
http://lorenzodante.blogspot.com

Abogado de Sofía dijo...

Pues a ver cómo continúa la historia... :)

Yo estoy bien (gracias por preguntar), empezando el curso con tranquilidad... pero me tengo que poner las pilas para que luego no vengas los nervios y los "madres mías" XD.

Un beso!

Ela dijo...

últimamente me pierdo, pero siempre regreso =)
y sigo queriendo que esta historia continue!
besos

Recibe mis entradas por correo electrónico